Artículos Acupuntura y MTC 5

LA TUINA. EL MASAJE CHINO

La Tuina es una de las especialidades de las que se componen la medicina tradicional china, conjuntamente con la acupuntura y moxibustión, la farmacopea, la dietética y el Chi Kung. Es una de los sistemas más antiguos y se tienen referencias históricas que datan de hace más de 2000 años. Su nombre viene a significar “empujar y amasar” y viene a representan dos de las técnicas más utilizadas de este sistema. Pero la Tui-Na es algo más, no únicamente un conjunto de formas de masajear los músculos como ocurre con muchos sistemas de masaje occidental. Esta disciplina, tan utilizada en China desde hace siglos, se puede identificar como el conjunto de las técnicas que se emplean en occidente como la fisioterapia, la osteopatía, el quiromasaje, el masaje deportivo, etc. pero con una visión enraizada dentro del contexto de la medicina tradicional china. Este masaje chino se enfoca sobre los músculos y articulaciones pero apoyado por el trabajo de fondo sobre los meridianos acupunturales. Con ello se pretende activar la libre circulación de Chi – Xue (energía y sangre) sobre los meridianos, músculos y articulaciones. Cuando estos están bloqueados, el Chi – Xue no puede circular correctamente por ellos y esto suele provocar un gran número de molestias relacionadas principalmente con el sistema osteomuscular, pero también muy relacionado con la orgánica. Pero su campo de actuación no se limita al campo físico ya que está muy demostrado que el cuerpo y la mente tienen una clara relación de interdependencia. Un desequilibrio en la esfera psicológica-emocional puede tener una clara manifestación física, por lo que es muy importante trabajar tanto la parte que se manifiesta como su raíz. Por ese motivo a la medicina tradicional china se la identifica como un sistema que contempla al ser humano como un todo, donde cada parte está estrechamente interrelacionada con las otras, y se influencian recíprocamente. Este hecho se explica perfectamente en las relaciones de Sheng – Ke, Cheng - Wu de la teoría de los cinco movimientos (o elementos). En la Tuina se utilizan toda una serie de técnicas (amasamiento, presión, fricciones, vibraciones, estiramientos, rodaduras, percusiones, etc.) con el empleo de las manos, dedos o codos. Existen algunas tendencias que utilizan ciertas fórmulas de aceites de plantas que complementan la actuación del masaje. Según la finalidad que se busque y el rango de actuación se utilizará una u otra. Pero en las escuelas más clásicas el masaje se realiza sin utilizar nada de esto.
En la TuiNa, la sesión se personaliza mucho dependiendo de las características particulares de cada individuo. Puede que vengan diez personas con un mismo problema manifiesto, pero las causas sean diferentes y haya que trabajarlo de forma también diferente. Previamente se realiza un estudio según el sistema tradicional chino sin olvidar la tan importante toma de pulsos y observación de la lengua. Acto seguido se pasa a la parte práctica. En muchas ocasiones, posteriormente a la sesión puede aparecer una sensación de entumecimiento, “agujetas” o incluso de dolor en la zona trabajada. Esto puede durar entre 24 horas y algunos días, pero sin por ello ser un motivo de alarma. Se manifestación más o menos fuerte y su duración dependen mucho del estado en que venía la persona y los niveles de bloqueo en que se encontraba. Pasado este tiempo la mejoría es muy substancial. El grado de molestia post-sesión indica el grado de desequilibrio en que se estaba (a más molestia, mayor bloqueo).
La Tui-Na es un sistema muy desconocido en occidente pero que aporta grandes beneficios para el equilibrio o reequilibrio de la salud.

Art. 125/373 (21-03-2004) - Dominical, Mundo Natural (Diario de Ibiza), por Josep Colonques Garrido

Respecto a esta área, Josep Colonques es Graduado y DAP en Acupuntura Tradicional China - MTC; Formación en Fitoherbología china.
Acreditado por la Fundación Europea de Medicina Tradicional China y PEFOTS - N° de registro de Practioner's Register: 11012-1593